OFICINAS VILLARRICA

Cuatro Silos en equilibrio. Proyecto realizado por Tomás Villalón.


































Siempre me han maravillado los silos, más aun cuando flotan para depositar el grano en los vehículos de carga, o bien, para únicamente dar sentido a su funcionamiento interior.
Un Silo suspendido genera dos desafíos: el primero es levantarlo, y el segundo es conservarlo erguido en posición vertical.
El proyecto propone 3 componentes.
El primero un zócalo compuesto por barras de acero, las cuales a modo de exoesqueleto suspenden las cuatro piezas de acero inoxidable.
La segunda 4 silos de 4 metros de diámetro fabricados en barraca a 5 Km del lugar del proyecto, los cuales albergan el programa de oficinas del proyecto. Y tercero, el sistema de barras y cables tensados, que permiten traccionar el conjunto, logrando su posición vertical y en equilibrio.
El sistema de manera complementaria, se propone como un edificio desarmable, dado que el suelo de su emplazamiento es temporal, y probablemente sea instalado en otro espacio en el mediano plazo.

Los cuatro silos albergan pequeñas plantas de oficinas para un grupo de publicistas jóvenes en la zona centro sur de Chile.